Garantías y convenants de préstamos sindicados

A la hora de llevar a cabo un préstamo sindicado, las entidades financieras firman contractualmente una serie de garantías para cubrirse ante la posibilidad de impago por parte del prestatario.

 

Tipo de garantía Garantía personal Se trata del compromiso de una o varias personas -en el caso del préstamo sindicado suelen ser jurídicas- para, en caso de que el deudor principal no cumpla con sus obligaciones, hacerse cargo de ellas con sus bienes presentes y futuros
Garantía real En este tipo de garantía, ante un caso de incumplimiento por parte del deudor, un bien o derecho queda afecto al cumplimiento de dicha obligación de pago. Los tipos más comunes de garantía real en préstamos sindicados son la garantía hipotecaria y la pignoración

 

Además de las garantías, las entidades financieras adquieren el compromiso contractual por parte del prestatario de llevar a cabo una serie de acciones durante toda la vida del préstamo. Se trata de la figura del Covenant, y tiene como finalidad proteger a las entidades financieras del pago de la deuda adquirida. Se requiere cierta información sobre la entidad prestataria de cara a corroborar que los flujos de caja generados por el prestatario son destinados al pago de la deuda. Existen principalmente dos tipos de covenants:

Tipos de covenants Covenants financieros Son utilizados para comprobar el estado financiero de la entidad prestataria de modo que, en caso de existir un indicio de problema financiero, se puedan tomar las medidas oportunas. Se lleva a cabo mediante la exigencia de cumplimiento de ciertos ratios financieros, siendo el más común el ratio de Deuda Neta/EBITDA
Obligaciones de hacer/no hacer Las entidades financieras pueden solicitar al prestatario que garantice la realización de una determinada serie de tareas, como pueden ser cumplir con sus obligaciones legales o la presentación de sus estados financieros con una determinada periodicidad. A su vez, es común que las entidades financieras lleven a cabo restricciones al prestatario, por ejemplo restricciones a la fusión o venta de la sociedad

 

Los covenants son de obligado cumplimiento para los prestatarios y ante un incumplimiento se pueden llevar a cabo varias acciones. En el caso de un incumplimiento considerado como grave por el pool de entidades financieras, se podría llegar a exigir la devolución del préstamo y, en su caso, ejecutar garantías. Habitualmente no se llega a tal extremo y, en caso de incumplimiento, simplemente se renegocia la financiación.

Una vez finalizado el estudio sobre los préstamos sindicados, vamos a definir las ventajas de este tipo de operación:

Prestatario
  • Permite la obtención de la financiación necesaria para la realización de una gran inversión con un desembolso de capital inicial muy elevado que no sería posible a través de una sola entidad
  • Posibilidad de llevar a cabo la financiación total del proyecto en un solo préstamo, reduciendo gastos fijos y simplificando negociaciones
  • Permite desarrollar relaciones bancarias, tanto dentro como fuera del país, pudiendo obtener de esta manera mayor flexibilidad y más alternativas de financiación

 

Prestamista
  • Permite otorgar préstamos de elevada cuantía a clientes que de manera individual no sería posible llevar a cabo
  • En el caso del banco agente les permite cobrar comisión adicional como organizador del crédito y les permite mantener una estrecha relación con el cliente, ya que es la cara más visible durante todo el proceso

Con esta última entrada damos por finalizada la serie sobre préstamos sindicados. Si tenéis cualquier duda o comentario no dudéis en llevarlo a cabo a través de nuestro blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.