IRRBB en Chile: Cómo implementar el informe R13 (parte II)

En el primer artículo de esta serie comentábamos que el regulador chileno ha promulgado una nueva normativa relacionada con el riesgo de tasa de interés en el libro de banca o IRRBB. Este nuevo modelo -R13- comenzará a ser exigible a partir de diciembre de 2021 y, si bien conlleva un periodo de pruebas o ajustes, las entidades tienen que prepararse para hacer frente a esta nueva solicitud de información.

Data Quality

El primer paso es esencial y consiste en asegurarse de que la calidad de los datos es buena, es decir, que la información de los contratos que componen la totalidad del balance se ajusta a la realidad tanto en el monto como en el resto de atributos que se emplearán posteriormente para realizar los cálculos -fechas, frecuencias, opciones, tasas, etc.-. Si los datos no cuentan con la calidad suficiente, los resultados no solo son menos fiables sino que pueden, incluso, arrojar resultados incorrectos que lleven a la entidad a adoptar medidas contraproducentes. 

Con el fin de asegurar la calidad de la información, es recomendable contar con un proceso automático que realice la evaluación detallada de cada uno de los contratos que se van a emplear en los cálculos. Para ello, se puede construir un proceso ad-hoc o se puede contar con una herramienta de ALM que ya tenga ese proceso de Data Quality imbuido. Este es el caso de MAT que cuenta con más de 800 reglas de validación, las cuales son ejecutadas automáticamente sobre todos los contratos que se aprovisionan diferenciando según el tipo de contrato. Por ejemplo, no se ejecutan las mismas validaciones sobre un contrato de cuenta a la vista que sobre una hipoteca o un derivado.

Parametrización

Antes de generar los flujos a reprecio y los cálculos de NII y EVE, es necesario considerar todo el alcance de la nueva regulación. Así, la CMF hace referencia a modelos de comportamientos de clientes -prepagos y cuentas sin vencimiento-, valoración de opciones, horizontes temporales, escenarios, etc. A priori, cualquier entidad que realice una gestión avanzada de ALM ya debería considerar todos estos factores e, incluso, algunos más -mora, elasticidades, etc.-. De igual manera, una herramienta de ALM como MAT no solo satisface estas necesidades sino que lo hace de una manera sencilla para que los usuarios puedan realizarlo por sí mismos.

Cuentas sin vencimiento

La regulación establece que los depósitos y obligaciones a la vista deben de ser segmentados en mayoristas y minoristas y, dentro de estos últimos, diferenciar entre operacionales y no operacionales. Posteriormente, a cada uno de estos grupos se le aplicará un modelo de cuentas sin vencimiento con las siguientes características:

  • Definición de la proporción de saldo inestable: este saldo tendrá salida a un día y no deberá superar los límites establecidos en la tabla mostrada a continuación.
  • Definición de la proporción de saldo estable: este saldo experimentará una caída -pendiente- hasta el vencimiento que no podrá ser mayor al definido en la siguiente tabla.

MAT cuenta con varios modelos de cuentas sin vencimiento y todos ellos se pueden adaptar a las características de los clientes de cada banco. En el caso de esta regulación, el modelo a aplicar es el exponencial que consiste en diferenciar entre saldo estable e inestable. Este último generará una salida a una fecha concreta (en el caso de IRRBB, a un día) mientras que el saldo estable tendrá una caída, cuya pendiente se puede definir con una lambda así como el vencimiento. También se puede establecer el coste financiero y la elasticidad.

 

Además de las cuentas sin vencimiento, para cumplimentar debidamente el informe R13 es necesario contar con modelos de prepago para los préstamos a tasa fija y modelos de retiro anticipado para los depósitos y otras captaciones a plazo. Ambos modelos vienen determinados por cada banco pero deben poder ser estresados en cada uno de los escenarios de perturbación de acuerdo a la siguiente tabla:

Prepago y retiro anticipado

MAT ofrece la posibilidad de establecer varios modelos de prepago y retiro anticipado -seasonality, vintage, etc.- e incluso de programarlos en base a fórmulas que se pueden definir con multitud de variables. Por ejemplo, en función de la vida del producto se pueden establecer diferentes tasas de prepago, tal que:

Asimismo, este modelo incluye el factor 0,8 de los escenarios 1, 3 y 5.

Por último, el regulador establece que se deben poder valorar las opciones tanto explícitas como implícitas cuando se trate de clientes mayoristas considerando un aumento relativo de la volatilidad implícita del 25%. Este cálculo también se puede realizar con MAT.

Curvas de tasas de interés

En el capítulo 21-13 se establece que el Banco utilizará la curva libre de riesgo y le aplicará las perturbaciones determinadas en la siguiente tabla para los escenarios de estrés:

En MAT la carga de las curvas libres de riesgo se realiza de manera automática, mientras que los diferentes shocks o perturbaciones quedan parametrizados y se aplican de manera automática cada vez que se ejecutan esos escenarios. A continuación mostramos a modo de ejemplo, cómo quedaría un shock paralelo de 200 pbs arriba, incluyendo el suelo en el 0%.

Nuevo negocio

A la hora de calcular los ingresos netos por intereses, es necesario que el banco considere un balance constante. Mientras que, para calcular el valor económico de los recursos propios solo se tendrá en cuenta el run-off del balance. Es decir, para el EVE es suficiente con la información de origen y se dejará vencer el balance sin generar nuevos contratos. Sin embargo, para el NII se deberá tener la capacidad de generar nuevos contratos que mantengan constante el saldo de cada uno de los productos del balance. Pero, a la hora de generar el nuevo negocio, no solo es importante el monto de los nuevos contratos sino, sus tasas y sus fechas de vencimiento.

En el caso de MAT, no solo se puede generar el nuevo negocio constante o flat sino que existen otros tipos de nuevo negocio como, por ejemplo, el presupuestado que recoge las estimaciones presupuestarias de cada entidad. Además, a la hora de definir cualquier escenario de nuevo negocio, el usuario tiene la capacidad de establecer los nuevos volúmenes -en el caso del flat se calcula de manera automática-, así como las tasas, las curvas de reprecio o los plazos a vencimiento a un gran nivel de granularidad y para cada uno de los buckets temporales definidos. Por último, también dispone de cuentas de cuadre a las que también se les pueden dar comportamientos financieros.

Escenarios de perturbación

Una vez que tenemos el balance parametrizado, es hora de ejecutar los escenarios. Como hemos comentado anteriormente, existe un escenario base y seis escenarios de perturbación. En cada uno de estos seis escenarios de perturbación es necesario realizar los siguientes ajustes:

  • Modelos de prepago
  • Modelos de retiro anticipado
  • Curvas de mercado

MAT cuenta con una pantalla en la que poder realizar todos estos ajustes de manera rápida y sencilla. Además, estos ajustes sólo se realizarán en el momento en que se da de alta cada escenario. Posteriormente, cada ejecución tomará esos ajustes sin necesidad de volver a implantarlos.

Una vez que tenemos listos los seis escenarios de perturbación y el escenario base, se puede realizar la ejecución paralela de todos ellos. MAT, al haber sido desarrollada nativamente en nuevas tecnologías, es capaz de computar todos los escenarios a la vez y en tiempos muy breves. Los usuarios tan sólo tendrán que esperar unos minutos para ver los resultados. Sin embargo, los resultados de las métricas y el informe final, lo veremos en el próximo artículo.

Si desea obtener más información sobre cualquier de los puntos tratados en este artículo, solo tiene que dejarnos un comentario y nos pondremos en contacto con usted.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.